Subimos por las escaleras escalera,
hablamos en muros y en telarañas.
Aunque yo no estuve allí, él dijo que yo era su amigo,
y para mi fue como una sorpresa.
Le hablé a sus ojos,
pues pensé que habia muerto hace mucho, mucho tiempo.
Oh no, yo no, yo nunca perdí el control,
estas cara a cara con el hombre que vendió el mundo.
Yo reí y estrché su mano,
e hice camino para regresar a casa.
Yo le busqué por tierras lejanas,
y estuve vagando desde hace años y años.
Yo estuve mirando fijamente a una mirada fija.
Andamos por millónes de colinas.
Nosotros debiamos haber muerto hace mucho, mucho tiempo.
¿ Quien sabe? yo no, nosotros nunca perdimos el control,
estas cara a cara con el hombre que vendió el mundo.

Ciao David.

David Bowie

Anuncios